Valoración @roamerapp

El roaming siempre es un problema para el viajero y, más cuando el pais de destino no se encuentra entre los paises más visitados. Desde el 14 de noviembre de 2013 hasta el 7 de diciembre de 2013 hemos probado el sistema @roamerapp en Guinea Ecuatorial siendo el pais de origen España. Estas son nuestras conclusiones:

roamer

  1. Recibiendo llamadas. Más del 80% de las llamadas recibidas eran erróneas, es decir, por ejemplo, alguien llama desde Madrid a un número diferente al nuestro pero por un error en el desvío nosotros recibimos la llamada.
  2. Llamando. Es imprescindible que en el momento de la llamada el teléfono esté bajo cobertura wifi o de datos. Este punto hace que el sistema no sea útil ni necesario, ya que si estamos bajo cobertura de datos o de wifi hay opciones alternativas gratuitas para poder llamar.
  3. Añadiendo crédito. Debe ser realizado con cobertura de datos y no se consigue a la primera.
  4. Cambiando la tarjeta local temporal. Después de insertar la primera tarjeta local tuvimos que cambiarla días más tarde por otra tarjeta de otro operador. Dicho cambio tardó varios días en ser efectivo ya que el cambio no es automático, hay que solicitarlo al helpdesk y no son especialmente rápidos. Además dicho trámite también necesita ser realizado bajo cobertura de datos.

CONCLUSIÓN: no es un sistema válido para nuestras necesidades.

África es mayor de edad

La sociedad occidental en connivencia con algunos sectores autóctonos de los paises africanos considera al continente africano (salvo contadas excepciones) como un hijo sin madre reconocida susceptible de ser explotado hasta la saciedad. El expolio de materias primeras, madera, fosfatos, petróleo, gas, pesca …, metales preciosos y minerales como el oro, diamantes, coltan,… ocurren a diario sin practicamente ningún beneficio sobre las sociedades explotadas. Al igual que nuestra sociedad esconde la explotación sobre el débil, pongamos por ejemplo la explotación sexual de la infancia o la de la trata de blancas, la misma sociedad extiende sus tentáculos asfixiantes sobre las sociedades africanas donde existen recursos preciados. Algunos paises, llamados civilizados, además, están comprando grandes superficies de terreno para satisfacer sus otras necesidades como la generación de energía o el cultivo de alimentos. En el fondo se trata de conseguir que el patio de la casa occidental sea propiedad del dueño de la casa principal y tenga de todo, y cuanto más mejor, y si es posible, a coste cero. Y si el otro no tiene nada, no pasa nada porque ni siquiera llega a la categoría de otro.
Todo esto se le puede echar en cara al “blanco malo” que sólo intenta aprovecharse de los demás. Pero qué hace el “blanco bueno”, aquel que calma su conciencia via ONGs. El blanco bueno lucha por ayudar al pobre negrito que pasa hambre, u otra cosa horripilante. Pero bajo esta actitud subyacen los mismos principios que para el blanco malo. En definitiva existe, en nuestro subcosnciente, la creencia de que son sociedades “inferiores”. Las ONGs consideran al africano como un ser menor de edad a quien hay que cuidar, mimar y proteger.
La sociedad africana a lo largo de la historia ha sido sumisa y obediente. Es sufieciente pensar en los periodos históricos de colonización, en la exclavitud y en el actual expolio sobre recursos naturales. Pero un menor de edad que siempre sea sumiso y obediente tiene que preocuparnos más que aquel que cuestiona la autoridad constantemente.
Sin embargo creo que ha llegado la hora de darnos cuenta que los africanos son mayores de edad desde hace tiempo y los estamos tratando como si no lo fueran. O nosotros hacemos un gran esfuerzo para tratarles como lo que son, o su sumisión se volverá más pronto que tarde en contra nuestra. De momento sólo la pueden ejercer o se les deja ejercer contra ellos mismos.

6 razones para participar en el XI Raid a Burkina Fasso

Ya sea en 4×4 o en moto, Marruecos, el Sáhara Occidental, Mauritania, Senegal, Mali y Burkina Fasso te recibirán con los brazos abiertos.

  1. Los casi 5.000 km de recorrido se convertirán en una experiencia única, irrepetible e intransferible.
  2. Cualquiera puede participar, no es necesario ser experto en nada ni profesional de las carreras.
  3. Vivir e interactuar con el medio africano de forma directa e intensa te permitirá desconectar de tus problemas cotidianos y de todos “tus males”, los cuales desaparecerán por arte de magia.
  4. Tendrás un apoyo logístico completo y permanente con personas extremadamente experimentadas.
  5. Podrás vivir el África auténtica, vivirás tu realidad africana y descubrirás que dicha realidad se aleja mucho de la que ofrecen los medios de comunicación.
  6. Seguro que querrás volver.

MÁS INFORMACIÓN

¿Es seguro viajar a Marruecos en estos momentos?